Reto cinco líneas – Julio 2017

reto-5-lineasCasi acabo de publicar el de junio y ya estoy con el de julio, y no, no es que me haya retrasado, lo escribí hace tiempo, pero por cosas que no vienen a cuento, lo publiqué a finales de mes.

En julio las palabras propuestas son forma, exactamente y justo. Así que allá voy:

“No me parece justo que utilices exactamente esa forma para evaluar a la gente, sabiendo que muchos han trabajado duro y sin descanso, mientras que otros lo han hecho de manera intermitente. Total para qué, si al final todos tienen el mismo premio.

TyK no dejaba de repetir en su cabeza las palabras de su pareja mientras corregía los exámenes”.

Si quieres saber más y te apetece participar, pincha aquí.

“I am a Hero” manga y película

img_0062Una amiga me ha prestado 12 libros de I am a Hero de Kengo Hanazawa, empecé la serie con muchas ganas, aún sabiendo que el tema va de zombis y a mí eso no me va demasiado, pero al leer el primero me gustó bastante y decidí seguir. He llegado hasta el séptimo y estoy cansada de zombis, no ha resultado tan interesante como me esperaba. Puede que sea porque el primero me eganchó bastante gracias a que el protagonista es un autor de manga y en esa primera etapa de la historia hay varias citas relacionadas con este arte japonés. De hecho se genera un interesante debate entre dos de los personajes que trabajan juntos en una editorial de manga:

-Para mí elmanga es el máximo exponente de la cultura japonesa; es arte… Si una obra consigue superar la evolución y sguir siendo leída podemos decir que es un buen manga. Mejor dicho, una obra maestra.

-Pues y no estoy del todo de acuerdo… En kanji la palabra manga se escribe con los caracteres de “aleatorio” y “dibujo”. Son dibujos aleatorios, en definitiva, perecederos, pensados para una época y coyuntura particulares… Decir que el manga debe ser necesariamente contracultural y definir “obra maestra” como aquela que es leída durante generaciones me parece una lectura simplista. Siento decirlo así, pero la esencia del manga es que sea de “leer y tirar”.

Y podría seguir citando varios pasajes más, ya que la conversación entre ambos personajes sigue, es por ello que, aunque sabía que había zombis, pensé que se trataba de metaliteratura, de lo que ya hablé hace un tiempo en este blog, en cuyo caso sería “metamanga”, no sé si el término existe.

Como no ha sido así y veo que continúan los zombis, he decidido dejar de leerlo, y me da rabia porque me gusta el estilo del autor y las ilustraciones son magníficas, sin embargo tanto “muerto viviente” me agota.

Al poco de que Seren me prestara los libros, también vi la película. La he visto y abarca más o menos los primeros 5 o 6 cómics, dura dos horas y es entretenida, pero, honestamente, no es la mejor película japonesa que he visto y tampoco la de zombis. Es bastante fiel a los libros, sin embargo no me mantiene en vilo, que es lo que me encanta del cine japonés: ese suspense, ese terror psicológico… Esta película no sorprende, es muy sencillo adivinar qué pasará, y no, no tiene nada que ver haber leído los cómics porque hay infinidad de excelentes películas basadas en todo tipo de libros, incluso a veces es difícil decidir cuál de las dos expresiones atísticas es mejor, y en otras ocasiones la película supera con creces el libro.

Gracias a la lectura y a la película me he dado cuenta de que son demasiados zombis para mí, una pequeña dosis está bien, pero tanto como para una serie que me parece que va ya por el nº 16, 17 o más me resulta excesivo.

 

Reto cinco líneas – Junio 2017

reto5lineas-bronce-2017No, no se me ha olvidado el reto de este mes, pero lo he dejado para finales por exigencias del guion, de mi guion (qué raro se me hace escribir esta palabra sin tilde en la o,pero bueno, hay que acostumbrarse a las imposiciones de la RAE aunque no me guste).

Como llevo muchos retos encima ya, no voy a decir en qué consiste, así que quien quiera saberlo que pinche aquí o vaya al blog de Adella Brac para más información.

Las palabras de este mes son tumbó, malestar y señaló. Y se me ha ocurrido el siguiente texto:

“Adella me tumbó cuando me señaló que su reto había dado un giro, que se renovaba y que yo era ganadora de una medalla de bronce por mis aportaciones al mismo.

El malestar que sentía en mi cabeza por el duro día de calor se me fue de un plumazo provocando una sonrisa de satisfacción por el trabajo realizado desde octubre de 2014″.

B&B

B&B se refiere en inglés a Bed and Breakfast cuando se reserva una habitación para dormir con el desayuno incluido, sin embargo este significado ya no es tan exclusivo, ahora puede aplicarse a Book & Bed, en inglés libro y cama, aunque la palabra book también significa reservar y se presta a ese juego de palabras.

¿Por qué esta amplicación de acepciones? En Japón, como no, se han inventado un tipo de alojamiento llamado así Book and Bed, está en Tokyo, Kyoto y Fukuoka. Son hoteles cápsulas en las que la cama se encuentra en las estanterías de una biblioteca.

Y como una imagen vale más que mil palabras en este caso, mirad el vídeo.

El peluquero y la literatura

El título de este post puede parecer el de una novela un tanto extraña, vamos a dejarlo ahí, sin embargo se trata de la bonita historia que protagoniza un peluquero de Michigan y sus clientes más jóvenes.

Ryan Griffin ofrece un libro a los niños que llegan a su peluquería, y, a cambio de que estos lean en voz alta, les hace un descuento en el corte de pelo. Pero no queda ahí la cosa, no proporciona cualquier tipo de literatura, ofrece aquella que describe una imagen positiva de la cultura afroamericana, con lo que busca que los pequeños aprendan la importancia de leer y el poder que la lectura puede tener en sus vidas.

Es una gran iniciativa para el fomento de la lectura, para que los niños valoren la importancia de la literatura, el conocimiento, la cultura y así practiquen una actividad divertida a la vez que educativa.

¿Por qué huelen bien los libros viejos?

Siempre me he preguntado de dónde viene ese olor tan agradable de los libros viejos, hasta que hace unos días me dio por investigar un poco y descubrí que se debe a la lignina.

Se trata de un polímero orgánico muy importante en la formación de las paredes celulares de las plantas, sobre todo en las cortezas y la madera. Algunas de sus características son la rigidez, el aroma que desprende, el hecho de no pudrirse con facilidad y su fuerte resistencia al ataque de microorganismos.

Es el polímero más abundante del mundo vegetal.

Cuando la lignina se oxida da lugar a ese tono amarillento de las hojas de los libros, y además desprende más olor.

La cabaña del tío Tom de Harriet Beecher-Stowe

“La cabaña del tío Tom” de Harriet Beecher-Stowe, edición 1967

 

 

 

 

 

 

Metaliteratura

img_0293Estaba tan tranquila en casa empezando a leer la serie de cómics I am a Hero, cuando me di cuenta de que en el segundo capítulo del primer tomo se hace mención al manga en esta conversación entre dos personajes:

A: Para mí, el manga es el máximo exponente de la cultura japonesa, es arte. […]

¿Qué es para ti un manga bueno?

B: Pues uno que siga leyéndose hasta más de 100 años después de haber sido creado […]

Bueno he dicho 100, pero podría perfectamente haber dicho 1.000 o 10.000. El caso es que, en tantos años, por fuerza, se producen grandes cambios en las culturas. Es más, en las civilzaciones, de hecho. Si una obra consigue superar la evolución y seguir siendo leída podemos decir que es un buen manga. Mejor dicho, una obra maestra.

Podemos estar de acuerdo o no con esta afirmación, sin embargo no es de esto de lo que quiero tratar aquí. Al leer estas palabras enseguida pensé “esto es metaliteratura”. Nunca había caído en la cuenta de que en los cómics también se trata este tema, y sin embargo, tras leer este pasaje me he dado cuenta de que he leído muchas novelas gráficas en las que está presente, como por ejemplo Maus de Art Spiegelman, donde el autor nos habla del proceso creativo de esta misma obra, y muchos otros ejemplos.

  • ¿Qué es la metaliteratura?

Se trata de una reflexión literaria dentro de la propia obra y que aporta luz a la misma. Dicho con otras palabras, es literatura que habla de literatura.

El autor es un personaje más de su relato, como sucede en el ejemplo puesto anteriormente. Pero además, también pueden mencionar la vida y obra de otros autores, citas literarias, o el propio acto de leer y escribir, ambos están íntimamente relacionados entre sí. Es decir, los libros, la literatura, los autores, las citas… se convierten en protagonistas de la obra en cuestión.

  • Autores metaliterarios

Aparte del mencionado Spiegelman, en el género de la novela gráfica también tenemos a Alan Moore o Scout McCloud entre otros; y, cambiando de género, nos encontramos con Borges, Umberto Eco, Pynchon o Torrente-Ballester.

  • La metaliteratura en diferentes géneros

Aparte del cómic, mencionado anteriormente, la metaliteratura también se encuentra en otros géneros como la metapoesía o el metateatro.

En términos generales estamos hablando de metaficción, y con ello no solo se abarca la literatura en sus diferentes expresiones, sino también cualquier arte como el cine, la música, la pintura, la fotografía, la televisión, la escultura, etc.