Reto cinco líneas – Diciembre 2017

reto-5-lineas

¿Ya pensábais que iba a fallar este mes? Pues no, lo he hecho a propósito. ¿Qué? Publicar mi reto el último día del año. ¿Por qué? Porque sí. Y ahora a lo que vamos.

Este mes Adella nos propone estas palabras: tono, venas y contestó. Y como es Navidad, hay que elegir entre los siguientes elementos: acebo, muñeco de nieve, bastón de caramelo, caja envuelta en papel de regalo, un reno, corona y un ángel.

TyK elevó su tono, y con las venas del cuello hinchadas contestó: ¿Por qué has destrozado el muñeco de nieve que hice junto al acebo con tu bastón de caramelo?

Antes parecías un ángel con corona y todo, ahora pareces un reno maleducado. Que sepas que la caja envuelta en papel de regalo que hay sobre la chimenea ya no es para ti. Así aprenderás a respetar a los demás.

Lo sé, he usado todos los elementos jejeje. Es que no podía dejar pasar el momento de inspiración.

Si queréis saber de qué va este reto, pinchad aquí.

¡Próspero 2018!

Anuncios

Reto cinco líneas – Enero 2016

logo5LredComienzo el año con el reto cinco líneas propuesto por Adella Brac, mi cita obligada mensual desde octubre de 2014. Y de nuevo quiero darle un giro a mis aportaciones, para ello utilizaré elementos que me resulten curiosos, ya sean frases, imágenes, noticias, libros… cualquier cosa que llame especialmente mi atención y que pueda relacionar con las palabras correspondientes; además intentaré darle forma de verso.

Recordando las normas básicas, os diré que hay que escribir un relato de no más de cinco líneas utilizando las tres palabras que ella propone en su blog. Más info aquí.

En esta ocasión los vocablos son tono, sacudida y nuevo; con ellos he decidido escribir lo siguiente:

“Ese nuevo tono de tu cabello me produce una sacudida dentro,

quizá sea el brillo, puede que el colorido al trasluz,

no sé, pero cada vez que lo recuerdo mi mente echa a volar.

Ese negro: unas veces azulado, otras azabache es sin duda todo un regalo para mis sentidos”.

Me he inspirado en la imagen de más abajo, se trata de un mensaje que alguien ha dejado en la carretera de la Avenida Alameda Sundheim en mi ciudad natal: Huelva.

Foto de Estefanía Alfonso

Foto de Estefanía Alfonso