Tan real como la vida misma

Yehuda Adi Devir es un ilustrador de cómics de Tel-Aviv que se dedica a crear personajes.

Entre sus ilustraciones, ha ideado una serie de viñetas en las que refleja el día a día con su esposa, Maya. Las situaciones domésticas más cotidianas sirven a este artista de inspiración y dan rienda suelta a su imaginación. Es una maravilla ver el tono jocoso que consigue sacar a esos momentos.

Fuente: Facebook, Instagram y web del artista.

 

 

Anuncios

Carte-a-gratter

Carte-a-gratter literalmente en español significa tarjeta de raspar. Es una técnica de diseño que consiste en una pieza de cartón pintado completamente con tinta china por un lado y bajo ésta hay un color, el que sea, de tal manera que al raspar la tinta dando forma al dibujo el color de debajo sale.

Uno de los mejores artistas en este estilo es Thomas Ott, quien desde 1987 ha trabajado en diferentes revistas como dibujante, hasta que en 1989 salió a la luz su primer álbum Tales of Error. A partir de aquí ha publicado más obras, como por ejemplo Phantom der Superheld (1994), Greetings from Hellville (1995), La grande famiglia (1997), The Number 73304-23-4153-6-96-8 (2008).

En 1996 ganó el Premio Max y Moritz en el Salón de la Historieta de Erlangen.

Como curiosidad adicional, me ha llamado la atención que este artista nació un 10 de junio, como yo.

Os dejo algunas imágenes de sus trabajos, todas ellas obtenidas de su web.

“Solo Alphas: Crónicas salvajes” de Óscar Martín y Juan Álvarez

Foto de Estefanía Alfonso

Foto de Estefanía Alfonso

De nuevo hablo sobre un cómic español, esta vez le toca a Solo Alphas: Crónicas salvajes.

Conocía al personaje pero no había leído ninguna de las historietas, y me ha conquistado por muchas razones, pero la más destacada es que al guión de Óscar Martín se une la ilustración de Juan Álvarez, sin duda este chico ha sido todo un descubrimiento para mí.

Foto de Estefanía Alfonso Óscar dedicando mi ejemlar

Foto de Estefanía Alfonso
Las manos de Óscar

Qué decir de Óscar Martín, muy conocido en este mundillo del cómic: Tom y Jerry, Disney, Warner… El currículum de este hombre es fabuloso. Dibujante, ilustrador, editor.

Para mí Óscar es menos conocido en la faceta de guionista, aunque eso no quiere decir que no haya leído cosas escritas por él.

En esta obra me ha llamado mucho la atención su capacidad para mezclar de forma impecable temas a priori muy dispares: amor, aventura, muerte, supervivencia, venganza, filosofía, estilo de vida, familia, la dualidad del bien y el mal, la tolerancia… Y todo ello lo consigue mediante las interesantes y profundas reflexiones que pone en boca de los personajes.

Foto de Estefanía Alfonso Juan dedicando mi ejemplar

Foto de Estefanía Alfonso
Las manos de Juan

Por otro lado tenemos a Juan Álvarez, las manos de este chico me han dejado de piedra. Había leído un trabajo suyo en El Carrusel de los ahorcados, pero claro, nada tiene que ver esa pequeña historia con ésta. Su adaptación al estilo de Solo ha sido perfecta, impecable.

Los personajes zoomorfos me encantan, de hecho he leído varias obras cuyos protagonistas son de este tipo. Pero Juan tiene algo especial, los retrata con mucha perfección, no se le escapa ni un detalle. Los rostros son muy expresivos, reflejan las situaciones que los personajes están viviendo en ese momento de una forma tan fiel que es imposible no meterse en el papel.

Las emociones de los personajes con forma animal y los humanos no sólo están perfectamente descritas con palabras, sino también con las caras, los gestos, las poses… Cualquier tipo de expresión corporal, por sutil que pueda llegar a ser, está claramente plasmada con el lápiz de este chico.

Tuve la gran suerte de asistir a la presentación en Palma el pasado mes de septiembre, y Juan me enseñó los originales de las ilustraciones: me enamoré. Qué delicadeza y a la vez qué agresividad, qué forma tan magistral de trazar las viñetas, de expresar movimiento, quietud, lluvia, sentimientos de todo tipo.

No voy a decir de qué va, no me gusta destripar el argumento de las obras, pero sí diré que la historia me enganchó desde el principio y leí el tebeo de una sentada. La mezcla de reflexiones, toques amorosos justos, y confrontaciones, hacen muy interesante esta novela gráfica.

Para terminar quiero dar de nuevo las gracias a Juan y a Óscar por las dedicatorias tan fantásticas que me hicieron.

Foto de Estefanía Alfonso

Foto de Estefanía Alfonso

Levalet y sus collages

Charles Leval, conocido como Levalet, es un artista callejero francés que crea collages.

Algunas de sus obras muestran gente que lee, y lo que están leyendo en realidad son verdaderos libros. Es fantástica la combinación del objeto real con su pintura. En mi opinión las obras no están elegidas al azar, tal y como yo lo veo, el autor ha sido muy meticuloso al escogerlas porque hay una relación entre ellas y los personajes que ha dibujado con cada una en sus manos. Magistral.

Para la primera imagen selecciona L’étranger de Albert Camus, opera prima de este autor francés en la que el personaje principal se convierte en un extranjero dentro de su propio mundo por no encajar en él.

CALLEJEROLIBRO 3

En la siguiente pintura elige Esthétique de Hegel, que trata sobre la belleza, el arte, y de cómo el objetivo de la estética es lo bello y su dominio es el arte.

CHICALIBRO 2

Y, por último, en el tercer graffiti utiliza L’Assommoir de Zola, que trata del mundo obrero, de su lenguaje, su comportamiento y las situaciones causadas por la miseria y el alcoholismo. Según palabras del propio escritor en el prefacio de la misma es “la primera novela sobre la gente, que no miente y que tiene el olor de la gente”.

MUROLIBRO 1

Su obra es sin duda el graffiti llevado al extremo, es un arte callejero muy elaborado, de hecho se puede ver al artista paseando por las calles parisinas midiendo los muros vacíos para luego marcharse a casa a crear los personajes en tinta y papel para pegarlos en ese espacio en concreto, es decir, son hechos a medida y sólo encajan en ese lugar en el que él ha decidido ponerlos.

En muchos casos añade objetos reales como podemos ver en las imágenes anteriores. Aunque dibuja un sinfín de cosas, yo me he centrado en lo literario.

En su blog podéis ver todo su trabajo.

Nota: todas las fotos son del blog del autor.